Primer caso exitoso en el mundo, niño vence cáncer cerebral

La respuesta del menor al tratamiento fue excepcional, ya que su tumor cerebral fue desapareciendo por completo, según mostraron las imágenes por resonancia magnética que le hicieron.

En París, Francia, Lucas, un niño nacido en Bélgica, logró superar un glioma cerebral ,considerado inoperable, gracias a un tratamiento experimental. El hecho, sin duda, es un hito histórico en la medicina. Su éxito brinda esperanza a pacientes con tumores cerebrales difíciles de tratar en todo el mundo.

El tratamiento experimental en el que participó el pequeño, llamado Biomède, liderado por el doctor Jacques Grill y su equipo en el centro Gustave-Roussy de París, se centró en comprender las anomalías genéticas del tumor y utilizar organoides tumorales para analizar la biología de los tumores y su respuesta a los tratamientos. Este enfoque innovador permitió identificar una mutación extremadamente rara en el tumor del protagonista de esta historia, lo que hizo que sus células tumorales fueran más sensibles al medicamento utilizado en el ensayo clínico.

La respuesta del menor al tratamiento fue excepcional, ya que su tumor cerebral fue desapareciendo por completo, según las imágenes por resonancia magnética. El caso ha inspirado a los médicos a investigar más sobre las alteraciones genéticas específicas del niño y estudiar si el tratamiento podría aplicarse a otros pacientes con cáncer cerebral.

Marie-Anne Debily, supervisora de estos estudios, resalta la importancia de seguir investigando para encontrar medicamentos que puedan tener el mismo efecto en las células tumorales que las modificaciones genéticas identificadas en el caso de Lucas. Esto podría abrir nuevas oportunidades de tratamiento para pacientes con cánceres cerebrales difíciles de tratar, ofreciendo una verdadera esperanza para aquellos que enfrentan diagnósticos desafiantes.

El caso del pequeño no solo representa un triunfo individual sobre el cáncer, sino también un paso adelante en la lucha contra esta enfermedad devastadora.

La descripción del estudio que realizó Marie-Anne Debily sobre el glioma de tronco cerebral resalta la gravedad y la urgencia de encontrar tratamientos más efectivos para dicha enfermedad. Aunque la radioterapia puede ofrecer cierto alivio temporal, la naturaleza agresiva y progresiva hace que su efecto sea limitado y que la supervivencia sea muy corta después del diagnóstico.

La falta de medicamentos totalmente eficaces para contrarrestar esta afección subraya la necesidad crítica de la investigación médica en este campo. Los científicos están trabajando arduamente para comprender mejor la biología de los tumores y desarrollar terapias más específicas y efectivas que puedan abordar las mutaciones genéticas y las características únicas de cada tumor.

El caso de Lucas, el niño belga que logró superar un glioma cerebral considerado inoperable gracias a un tratamiento experimental, ofrece una luz de esperanza en medio de esta oscuridad. Su éxito demuestra que la investigación y la innovación pueden marcar la diferencia en la lucha contra el cáncer cerebral.

Fuente: La República

Actualidad

error: Content is protected !!