Trujillo: Continúa la búsqueda de sobrevivientes de la Avioneta Cessna 172

42,654FansMe gusta
4,640SeguidoresSeguir
456SeguidoresSeguir

Los tripulantes de la avioneta accidentada compartían una pasión por la aviación y aspiraban a convertirse en pilotos comerciales

El pasado 28 de julio, una avioneta Cessna 172 sufrió un accidente y cayó al mar de Huanchaco, ubicado en la provincia de Trujillo, en La Libertad, Perú. La aeronave, que transportaba a cuatro personas, se precipitó en el litoral, desencadenando un operativo de rescate por parte de las Fuerzas Armadas del Perú (FAP) y la Marina de Guerra.

Los tripulantes a bordo de la avioneta Cessna 172 han sido identificados como Mayt Franklin Jiménez Barreto (19), Fabiana Esther Hernández Barba (18), Santiago Francisco Aldaz García (30) y Boris Corrales (24).

Ante el accidente, las autoridades de la región La Libertad y la provincia de Trujillo estuvieron brindando su apoyo en las labores de búsqueda y rescate.

Hasta el momento, el cuerpo de Fabiana Hernández ha sido recuperado del mar de Huanchaco, mientras que las autoridades y la Marina de Guerra han continuado con ahínco la búsqueda de los otros tres ocupantes que permanecen desaparecidos.

El capitán del puerto Salaverry, Richard Fuchs, informó que las labores de búsqueda se han intensificado, así como se ha delimitado un área específica con la esperanza de localizar a posibles sobrevivientes. Sin embargo, admitió que las posibilidades de hallarlos con vida son bajas.

En un principio, se tenía registro de tres desaparecidos, pero la Escuela de Aviación JBC corrigió la información horas después, añadiendo a Boris Corrales como el cuarto tripulante de la avioneta accidentada.

La familia de Boris expresó su preocupación debido a algunas irregularidades previas de la empresa, ya que el joven había mencionado que faltaban piezas en las avionetas.

Esta inquietud se suma a la angustia que viven las familias de los ocupantes de la aeronave, quienes mantenían el sueño compartido de convertirse en pilotos y amaban la aviación.

Mayt Jiménez, uno de los tripulantes, siempre mostró un fuerte interés por los aviones desde que era niño. A los 17 años realizó su primer vuelo y se encontraba cerca de alcanzar su objetivo de convertirse en piloto comercial.

Boris también compartía el mismo sueño y su pasión lo llevó a construir aviones en su propia casa. Por su parte, Santiago Aldaz también compartía la misma vocación y anhelaba dedicarse profesionalmente a la aviación.

Las familias de los afectados hacen un llamado a las autoridades para que continúen las labores de búsqueda con la máxima celeridad, ya que comprenden que el tiempo es crucial para encontrar a los posibles sobrevivientes.

Fuente: La República

Actualidad

error: Content is protected !!