Pomacochas: Barrera burocrática y el fracaso de la asociatividad obstaculizan el potencial lácteo

42,653FansMe gusta
4,642SeguidoresSeguir
456SeguidoresSeguir

Descubre cómo Pomacochas busca superar obstáculos económicos y administrativos para llevar su exquisita producción láctea hacia nuevos horizontes

En el corazón de la provincia de Bongará, en un pintoresco rincón al norte del país, se esconde Pomacochas, capital del distrito de Florida, un destino que no solo cautiva por su belleza natural, sino también por la calidad de sus productos lácteos.

Lastimosamente, detrás de ese encanto se ocultan desafíos económicos y administrativos que han frenado su expansión y reconocimiento más allá de sus fronteras.

En un recorrido desde la ciudad de Chachapoyas hacia Pomacochas, una travesía que nos lleva a través de exuberantes bosques y escenarios de ensueño, el viaje no se limitaba a admirar la belleza natural, sino a desentrañar los secretos detrás de su economía y el potencial de desarrollo de esta zona.

A primera vista, quedó claro que Pomacochas estaba en pleno proceso de transformación. Las modestas casas de adobe se mezclaban con nuevas y robustas construcciones de ladrillo y cemento, indicando que la localidad ya no era solo el pequeño pueblo de antaño.

Económicamente, el distrito encontró su vocación en la ganadería y la producción de leche y sus derivados como queso y yogurt, cuyas cualidades no dejaban lugar a dudas sobre su calidad.

No obstante, una investigación previa reveló un preocupante hecho como es la falta de registro sanitario de los productos lácteos y su comercialización a otras empresas, perdiendo así su identidad y oportunidades de crecimiento.

Un diálogo con el Director de la Dirección Regional Agraria de Amazonas, Segundo Neopoldo Valqui Zuta, arrojó luz sobre el potencial de Pomacochas. El funcionario enfatizó que la región era el centro de producción láctea, pero reconocía la necesidad de llegar a mercados más amplios.

En ese sentido, un proyecto ganadero con el objetivo de obtener el registro sanitario para los productos de Pomacochas se perfilaba como una esperanza para el desarrollo económico local.

Sin embargo, el director también señaló que el éxito del proyecto dependería en gran medida de la colaboración entre los productores. La falta de asociatividad se presentaba como una piedra en el camino hacia un futuro próspero.

Además, la obtención de marcas registradas y la presentación adecuada de los productos eran otros desafíos que impedían la expansión de Pomacochas hacia mercados más grandes.

La Directora de la Agencia Agraria de Bongará, Dany Judith Portal Villalobos, compartió una visión similar. Con alrededor de 15 mil a 20 mil cabezas de ganado vacuno criadas en el distrito y el 90% de la población dedicada a la ganadería, el potencial estaba claro, pero el miedo al complicado proceso de registro de marca y la falta de instalaciones adecuadas para la producción de derivados lácteos frenaban la ambición de los productores.

En medio de la avenida principal del distrito, donde se exponían numerosas tiendas de productos lácteos, una vendedora local expresó su preocupación por los obstáculos que dificultaban la obtención de una marca y el registro sanitario.

A pesar de la impresionante variedad de quesos que ofrecían, la falta de apoyo y recursos los llevaba a aprovechar oportunidades de venta a compradores externos para obtener mayores ganancias.

Entre las historias de desafíos económicos, también encontramos un ejemplo inspirador. María Erlita Cruzado Saucedo, fundadora de la planta de queso suizo en Pomacochas; aunque había logrado exportar una gran cantidad de queso a nivel nacional, aún no obtenía su registro sanitario debido a la considerable inversión requerida.

Su experiencia dejaba claro que el apoyo del gobierno regional y la asociación entre los productores eran fundamentales para el crecimiento sostenible de este tipo de emprendimientos.

El futuro económico de Pomacochas está lleno de potencial, pero requiere un esfuerzo conjunto y una mayor voluntad para superar las barreras que se interponen en su camino.

La asociatividad, la mejora en la presentación de los productos y la obtención de registros sanitarios y marcas registradas son factores clave para llevar los productos lácteos de Pomacochas a un nuevo nivel y, quizás, abrir las puertas a mercados más amplios y prósperos.

La historia de María Erlita Cruzado Saucedo es una luz de esperanza que muestra lo que es posible lograr con dedicación y esfuerzo, pero también resalta la necesidad de apoyo y recursos para que más emprendedores puedan seguir su camino hacia el éxito.

Actualidad

error: Content is protected !!